Necesidad de
la Norma

Logo Q Sostenible coloreada

La conservación y mejora de las condiciones naturales y el medio ambiente, exige obligatoriamente una intervención, reduciendo drásticamente el impacto que el parque edificatorio tiene sobre el mismo. En este sentido el modelo adoptado por los países más avanzados está provocando cifras de consumo y de impacto insostenibles a medio y largo plazo. Los edificios, consumen aproximadamente un 60% de la energía, entre un 15 y un 20% de recursos hídricos y ocupan territorios en muchos casos de importante valor ecológico.

Por otro lado, el proceso constructivo en sí, materiales y elementos empleados se producen a costa de un ciclo de vida que el planeta no puede equilibrar.

 

 

El Consejo Internacional de Edificación y Energía Sostenible (CIES), en colaboración con diversas universidades, el Fondo Social Europeo y la Fundación Biodiversidad del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, publicó por primera vez su guía y normativa para reducir estos impactos y favorecer la aparición de un nuevo modelo de edificación y re-adaptación de los edificios de forma sostenible.

La Certificación QSostenible, se está incorporando exponencialmente como modelo aceptado por la comunidad científica universitaria, y está permitiendo que profesionales, propietarios y operadores verifiquen los beneficios de la misma, no sólo por sus beneficios ambientales sino a más corto plazo por la reducción drástica de los costes de operación, la mejora en productividad y salud de sus usuarios y la mejor comercialización de los inmuebles.

Beneficios de la aplicación del modelo

Promotores: Certifican edificios para promover credenciales y beneficios ambientales de una construcción ante compradores y arrendatarios.

Equipos de Diseño: Usan la Normativa QSostenible para el desarrollo y adaptación de proyectos, son equipos de diseño responsables.

Empresas: Certifican para reducir sus costes, optimizar el rendimiento e incrementar el valor del edificio y reforzar su posicionamiento, demostrando de manera tangible, la política de responsabilidad de la empresa y su rendimiento ambiental. Más específicamente, la norma persigue:

1.

Establecer un equilibrio entre viabilidad funcional y económica y viabilidad ambiental: En un planeta de recursos limitados la economía se ha basado desde sus orígenes en el erróneo concepto de su infinitud, hoy día sabemos que esto no es cierto y se exige un cambio de modelo productivo, medioambientalmente viable, si queremos perdurar como especie.

2.

Convergencia con la política de RSC de la Empresa: Establecer una Política de Responsabilidad Social en la empresa es una obligación ética pero también una forma moderna y sostenible de gestionar una organización.

3.

Reducir significativamente los consumos de recursos naturales: Necesariamente la reducción de materias primas se transforma en una disminución de los costes reales y en un beneficio medioambiental con el que ganamos todos.

4.

Mejorar los productos y sus resultados mediante la reducción de los consumos energéticos e hídricos: La diferencia entre un buen producto y uno excelente está en su optimización, esto influye también en la disminución de los costes reales o, en el aumento del margen de beneficios.

5.

Mejorar la calidad de vida: Racionalizar el uso de las infraestructuras mejorando su eficiencia o el modo en que nosotros mismos las usamos puede repercutir en una mejora global de nuestra sociedad.

6.

Incrementar el valor del edificio: Un edificio sano, productivo, armónico y eficiente es también un edificio con un enorme valor intrínseco que además, requiere de un menor mantenimiento.

7.

Mejorar la productividad: La racionalización de los procesos y los consumos de materias primas implican una mejor relación producto/coste y evita la externalización de procesos productivos en mercados exteriores dónde la reducción de costes se obtiene a costa de derechos humanos o degradación medioambiental influyendo negativamente en la percepción global de la marca.

8.

Reducir el absentismo: Un entorno de trabajo saludable y agradable reduce la fricción entre las personas y aumenta su satisfacción en el trabajo, un empleado no alienado es un empleado comprometido y, por lo tanto, más productivo y feliz.

9.

Incrementar las ventas: Los espacios armónicos y bellos incitan a una mayor permanencia del cliente en el lugar, una permanencia mayor significa un incremento del «deseo» y por lo tanto un mayor potencial de compra.

10.

Mejorar la imagen de marca: Una empresa «verde» socialmente responsable y ecológicamente sostenible es mejor percibida por la población en general convirtiendo la marca en «amigable».

Respecto al uso del Sello QSostenible

El Sello QSostenible es marca registrada en la Oficina Española de Patentes y Marcas y registrada también en la OAMI (Oficina de Armonización del Mercado Interior) como marca comunitaria, encontrándose protegidos tanto la denominación y los términos: “calidad y construcción bioclimática”, así como “Edificación Sostenible”, así como los gráficos de la misma, no estando autorizado la reproducción de ninguno de ellos, ni total ni parcialmente, sin autorización por escrito.

La Entidad propietaria de la instalación sostenible podrá utilizar el Sello QSostenible desde el momento de emisión del certificado definitivo y sólo podrá utilizarlo en caso de estar al corriente de todas sus obligaciones y criterios con respecto a la presente norma y estipulaciones de tasas que pueda fijar CIES.

La entidad podrá utilizar el Sello QSostenible en cualquier tipo de publicidad, imagen corporativa, etc., que vaya a desarrollar para promocionar la instalación objeto de certificación.

Será obligatorio para la entidad certificada exhibir, mientras que el certificado se encuentre en vigor, la placa acreditativa y el certificado vigente. La ubicación será en lugar visible y preferente para los usuarios de la instalación (Su no exposición podrá dar lugar a la retirada del certificado).

Clientes Sostenibles

Contacto

9 + 8 =

‭671 674 510‬

info@qsostenible.org

Sede Principal

Avda de la ría 3, planta 3ª - Edificio FOE
21001 Huelva

Sede Madrid

Paseo de La Habana 5 1º derecha
28036 Madrid

Sede Andalucía

Centro Empresas CEEI – Oficina 102
11130 Chiclana de la Fra. Cádiz